Porque son tan calentitos y tostaditos.

Porque son crujientes por fuera y perfectamente esponjosos por dentro.

Porque cuando to gusta el sabor casero de los Eggo waffles,
no sabes si compartirlos o guardarlos solo pare ti.

Alt text

Eggo waffles.
Tan calentitos.
Tan Crujientes Tan Esponjosos.

Alt text

English | Spanish